Comenzar la búsqueda
 

buscar

Búsqueda en los contenidos de la web
El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

12 DE mayo DE 2021

Agua envasada, salud y energía

Ángel Marqués. Periodista

El agua mineral natural es originariamente apta para el consumo y no necesita ser tratada, como ocurre con la del grifo. El agua embotellada o agua envasada es agua potable envasada en botellas individuales. Más del 50% de nuestro cuerpo es agua, y todos sabemos que beberla es indispensable para mantenernos sanos y energéticos.

DESCENSO

El año 2020 ha sido un año marcado por la pandemia, que nos ha obligado a enfrentarnos a retos que nunca habíamos vivido. El sector se ha visto fuertemente afectado por el cierre de la hostelería y el drástico descenso del turismo. En palabras de Irene Zafra, secretaria general de la Asociación de aguas minerales de España (ANEABE), en cifras globales, hemos sufrido un descenso del 20% en la facturación, alcanzando los 960 millones de euros de facturación en 2020. Es conveniente destacar que, pese a todo, las empresas afrontaron con responsabilidad y compromiso su labor diaria adoptando las medidas necesarias para que las plantas y cadenas de suministro siguieran funcionando adecuadamente, incluso durante los meses más duros de la pandemia. Además, reafirmamos nuestro compromiso con el canal Horeca participando desde el primer momento en la plataforma “Juntos con la Hostelería” y apoyando las diversas iniciativas que se pusieron en marcha desde la Federación de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB). Es una cuestión de responsabilidad.

Hay que destacar también el compromiso social del sector, fruto del cual se procedió a la activación del Banco de Agua Solidario, un proyecto que pusimos en marcha en 2016 junto con Cruz Roja Española. Gracias a esta iniciativa, las empresas de aguas minerales donaron más de dos millones de litros de agua mineral, que fueron enviados a hospitales, centros sanitarios, residencias de mayores, albergues o unidades de emergencia especialmente construidas para atender a los afectados por el COVID-19, entre otros. De esta manera, pudimos atender la fuerte demanda de agua mineral por parte del sistema sanitario, garantizando una correcta y necesaria hidratación de los enfermos y los sanitarios, gracias a la protección que ofrecen nuestros envases herméticos, de un solo uso y de formato individual.

INCERTIDUMBRE

Este 2021 se presenta como un año incierto, nos apunta Irene Zafra, pero "confiamos en que, con la vacunación, se vayan recuperando los niveles de actividad y se vaya recuperando la economía. Es cierto que el agua mineral natural es un producto alimentario que tiene una gran aceptación en todo el territorio nacional, ya que los consumidores están cada vez más comprometidos con el cuidado de su alimentación. De hecho, se observa una clara tendencia hacia el consumo de productos naturales y de calidad, con gran interés en conocer su origen y el trabajo que se realiza en materia de sostenibilidad. De ahí que el agua mineral natural sea uno de los productos alimentarios preferidos a la hora de asegurarse una hidratación segura, de calidad y 100% natural. Estamos hablando de un producto puro en origen y que se consume con las mismas propiedades y características únicas con las que se encuentra en la Naturaleza. Por ello, esperamos que este 2021 se inicie la recuperación y vayamos dejando atrás estos momentos tan complicados que nos ha tocado vivir".

 

SOSTENIBILIDAD

El Agua Mineral es un producto alimentario único, seguro, de calidad y 100% natural. El mantenimiento de estas características hasta que llegan al consumidor, no sería posible sin la implicación de todo un sector. Por ello, es necesario poner en valor su esfuerzo y compromiso con la protección de este recurso único, así como la gestión sostenible de los acuíferos donde se conserva su pureza original y su singularidad para preservar y asegurar el equilibrio natural de los manantiales. En concreto, las aguas minerales que se envasan tan sólo representan el 0,03% de los recursos hídricos subterráneos disponibles en España.

La sostenibilidad forma parte del ADN del sector de aguas minerales, y esto es algo que queda reflejado en su política de sostenibilidad, y en el Compromiso Medioambiental del Sector “2030 Naturalmente”, por el que las empresas de nuestro sector se compromete voluntariamente al cumplimiento de una serie de objetivos mucho más estrictos que los marcados en la legislación nacional y europea. Ese esfuerzo realizado por las empresas de aguas minerales para avanzar hacia un modelo de Economía Circular y contribuir proactivamente a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) ha quedado plasmado en la Memoria de Sostenibilidad del Sector de Aguas Minerales.

Este documento reúne las buenas prácticas implantadas por las empresas para la mejora de los indicadores ambientales, abordando toda la cadena de valor, desde la protección y el cuidado de los manantiales y su entorno, hasta el proceso de envasado y la correcta gestión medioambiental de los mismos. Precisamente, convertir los residuos de envases en nuevos recursos, a través de su reciclaje, utilizando el plástico PET reciclado para la fabricación de nuevas botellas, es una gran prioridad para el sector.

PRESERVAR LOS MANANTIALES

Desde sus inicios, el Sector se ha preocupado por cuidar y proteger los manantiales y el entorno en el que se ubican las empresas, con el fin de garantizar su sostenibilidad, así como la pureza y la calidad de las aguas minerales. Es necesario proteger este recurso minero renovable para asegurar una fuente de hidratación tan natural y única como son estas aguas.

Para garantizar la protección y renovación del recurso y del entorno del acuífero, las autoridades mineras establecen un caudal óptimo de aprovechamiento y un perímetro de protección, una figura legal establecida por la administración por la que se prohíben o condicionan determinadas actividades que pueden afectar a las características únicas de cada manantial.

Las aguas minerales naturales es uno de los productos más regulados junto con los alimentos infantiles. Hay una legislación específica y muy estricta tanto a nivel nacional como europeo. En concreto, en los aspectos relativos a su reconocimiento y declaración, están reguladas por la Ley de Minas, ya que se trata de un recurso minero renovable.

Además, se rigen por el Real Decreto 1798/2010 por el que se regula la explotación y comercialización de aguas minerales naturales y aguas de manantial envasadas para consumo humano. Este Real Decreto se elaboró para trasponer la Directiva Europea de Aguas Minerales, siendo uno de los pocos productos alimentarios que están regulados a nivel europeo.

Para garantizar su seguridad alimentaria, el sector cumple con unos rigurosos protocolos de control y calidad recogidos en la Guía de Buenas Prácticas de Higiene en el Sector de las Aguas Envasadas.

Cabe señalar que, para obtener el calificativo de Agua Mineral Natural, es necesario cumplir con un exigente expediente administrativo, en el que intervienen las autoridades competentes en Minas, Sanidad y Medio Ambiente, que, en ocasiones, puede durar varios años. En el proceso, es necesario acreditar, mediante numerosos informes y análisis, que las aguas cumplen con todos esos requisitos marcados por las diferentes administraciones.

RECUPERACIÓN

Como decíamos anteriormente, el cierre de la hostelería y el desplome del turismo han provocado una importante caída en las ventas de agua mineral. Venimos de un año complicado en el que hemos visto cómo se modificaban las principales líneas de actuación del sector, pero afrontamos este 2021 con la intención de seguir aportando valor a la sociedad. Queremos mantener el empleo de calidad y la contribución económica y social a nuestro país. Vamos a seguir trabajando en sostenibilidad y en el fomento de unos hábitos de vida saludables. Queremos contribuir a la recuperación y trabajaremos activamente para conseguir ese objetivo.

El plan de recuperación que quiere llevar a cabo el Gobierno incluye medidas para una transición ecológica justa, muy en la línea del trabajo de nuestras empresas. Pero consideramos que también deben ponerse en práctica medidas que fomenten la competitividad, que promuevan la unidad de mercado y que no penalicen ningún sector de actividad. Es importante no incluir medidas impositivas que retraigan el consumo y apostar por potenciar la digitalización y la sostenibilidad ambiental en línea con los desafíos planteados por el reto demográfico. Las empresas que conformamos la Asociación de Aguas Minerales de España estamos más que comprometidas con ello. Es uno de los desafíos que tenemos encima de la mesa en estos momentos.

 

Qcom.es no se responsabiliza ni se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores, limitándose a convertirse en canal transmisor de las mismas