feria meat
Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria
  • facebook (en nueva ventana)
  • twitter (en nueva ventana)
  • Google plus (en nueva ventana)
  • RSS Avisos
Búsqueda en los contenidos de la web

viernes 22 de septiembre de 2017

Reportajes

El 'Queso Castellano', un sabor que no se olvida

Ricardo Migueláñez. Ingeniero Agrónomo

El queso es un alimento milenario que forma parte de nuestra cultura gastronómica y que se incluye en cualquiera de las pirámides nutricionales que existen. Castilla y León es referencia en el sector de los quesos por la materia prima que allí se produce, por el saber hacer aprendido a lo largo de los miles de años de historia y por la amplia variedad de sus producciones.

Sin duda, hablar de queso es hablar de Castilla y León. Un clima idóneo, una extensión perfecta y una diversa vegetación hacen que esta región sea el lugar ideal para obtener materias primas de excelente calidad y cantidad. La producción de leche en Castilla y León aporta las dos terceras partes de toda la producción nacional, lo que permite que la elaboración del queso en esta región sea toda una tradición y el producto final sea muy valorado por quienes aprecian el queso, tanto dentro como fuera de nuestras fronteras.

 

Variedad y calidad

Los quesos elaborados en esta Comunidad se caracterizan por su excelencia, entre ellos, destaca el reconocido ‘Queso Castellano’, de pasta prensada, elaborado principalmente con leche de oveja. Aunque también se elaboran con mezclas de leche de oveja, vaca y/o cabra.

De aspecto cilíndrico, este queso presenta diferentes tamaños, determinados por el peso de la pieza, con caras planas y perímetro liso o con marcas del cincho de esparto. En el aspecto al corte suele ofrecer un color marfil que va oscureciéndose conforme avanza la curación. El ‘Queso Castellano’ muestra una pasta firme y compacta con presencia de oquedades repartidas irregularmente por su superficie.

En cuanto al olor, varía según la edad del queso, es decir, es más intenso a medida que aumenta su periodo de curación. Su sabor es franco y el tacto en boca es agradable, suave y cremoso. Además, presenta sensaciones gustativas picantes con distintos toques en función del tipo de leche, siendo más armónico cuando el porcentaje de leche de oveja es mayor.

Es un queso muy valorado por el consumidor, que cuenta con una textura y sabor que permanece en el paladar y en la mente del que lo prueba. Recuerda a las leches de oveja, vaca o cabra empleadas en su elaboración. Es sin duda, el rey de la tabla quesera.

Sin  embargo, éste no es su único destino, existen innumerables formas de degustar este queso. Es un producto ideal para tomar en cualquier momento del día, como aperitivo o como postre maridado con un vino tinto. Del mismo modo, el ‘Queso Castellano’ puede ser un ingrediente perfecto para elaborar deliciosos platos o ricos dulces por su versatilidad. Gracias a su textura y densidad, el ‘Queso Castellano’ le da un toque único a recetas que se elaboran al horno.

Desde el lanzamiento de esta marca, ‘Queso Castellano’ se ha establecido en los principales lineales de Castilla y León, y avanza en su expansión por todo el territorio nacional.

<< volver

Noticias
21/09/2017
14/05/2014

MÁS EN Reportajes

07/09/2017