Comenzar la búsqueda
 

buscar

Búsqueda en los contenidos de la web
El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

21 DE diciembre DE 2020

Países Bajos: hacia el liderazgo y la difusión mundial de la agricultura circular

Ricardo Migueláñez. @rmiguelanez

El 8 de septiembre de 2018, la ministra de Agricultura, Naturaleza y Calidad Alimentaria de los Países Bajos, Carola Schouten, presentó su Estrategia de Agricultura Circular, con el documento titulado “Agricultura, Naturaleza y Alimentos: valiosos y conectados”, que mostraba la visión que entonces ya tenía el Gobierno de este pequeño país sobre esta materia.

En aquel momento, la ministra Schouten era ya muy consciente de que, a pesar de que Países Bajos era un líder mundial en innovación agroalimentaria, había que cambiar los métodos de producción. En algunos casos porque se habían vuelto desequilibrados e insostenibles, al hacer énfasis en la reducción de los costes, debido al estrecho margen de rentabilidad que tenían las explotaciones. La situación había llegado a generar un gran impacto sobre el medio ambiente, con pérdida de biodiversidad, calidad del aire, del suelo y del agua. Tanto en Países Bajos, como en el resto del mundo, era necesario actuar con más cautela en el uso de las materias primas, los recursos y el medio natural.

Países Bajos, cuya seña de identidad es la colaboración en cualquier ámbito (de hecho cuenta con algunas de las cooperativas agroalimentarias más grandes de Europa), tenía claro que este cambio solamente se podía abordar desde la cooperación entre todas las partes implicadas para buscar soluciones de forma conjunta. Además, esta cooperación se está buscando también con otros países, como España, porque el medio ambiente no entiende de fronteras.

También se tiene en cuenta el comportamiento de los consumidores. Al igual que ocurre en otros países de la UE, la urbanización y la disminución de la población activa agraria han provocado una brecha considerable entre agricultores y ciudadanos. Estos últimos, por lo general, tienen a veces poco conocimiento sobre el origen de los alimentos que consumen y, como consecuencia, no siempre los valoran, ni tampoco a las personas que los producen y que les abastecen a diario de alimentos sanos y en cantidad suficiente.

La implementación de esta estrategia en Países Bajos no se plantea como un cambio que pueda realizarse de la noche a la mañana, sino que se trata de una transformación profunda, que requiere que muchas personas estén dispuestos a hacer cambios drásticos: desde la financiación de las inversiones, a la práctica cotidiana en las empresas, pasando por las costumbres culinarias de los consumidores.

En opinión de Schouten, “solo podremos salvaguardar nuestro futuro suministro de alimentos cuando hagamos la transición hacia la circularidad en la producción agrícola. Hablamos de evitar agotar el suelo, el agua y las materias primas, así como el aumento de temperatura del planeta a niveles inaceptables. Se trata, pues, de un cambio estructural en la posición que ocupa el sector primario en la sociedad”.

El innegable cambio climático y la escasez de recursos naturales obligan a Países Bajos a revaluar los métodos actuales de producción de alimentos y ahí es donde entra la agricultura circular como una respuesta lógica, inevitable, global y concluyente ante esta situación. La transición de la que habla la ministra implica, como se ha dicho, un cambio de paradigma que va desde el continuo aumento de los volúmenes de producción y de reducción de los precios de coste, hasta la optimización en el uso de los recursos existentes para la producción de alimentos en armonía con la naturaleza.

LABORATORIO IDÓNEO

Países Bajos se vislumbra también como un perfecto laboratorio de análisis para la transición hacia una agricultura circular, partiendo de la base de un sector muy tecnológico y modernizado, acompañado siempre por el mundo científico de la universidad de Wageningen, que ha sabido sacar partido a nivel europeo y mundial de la permanente innovación.

Sin duda, este enorme desafío lleva consigo, tal como reconoce el Gobierno de Países Bajos, bastantes esfuerzos y no pocos sacrificios de adaptación por parte de los empresarios agrícolas. Las exigencias no serán pocas, aunque intentarán ofrecer compensaciones mediante apoyos e inversiones a los nuevos métodos de producción durante un proceso transitorio a medio y largo plazo. Para ello, el Gobierno neerlandés lleva más de dos años negociando con todos los actores de la agricultura y la industria, llegando a compromisos, acuerdos y convenios, con el fin de crear las condiciones necesarias para acometer la transición hacia una alimentación circular. Se trata de un proceso en el que cada parte interesada debe asumir la responsabilidad que le corresponde y decidir de acuerdo con su propia situación. Pero también requiere que los productores obtengan una rentabilidad justa y suficiente por su trabajo y por su contribución en el proceso de mejora hacia alimentos más sostenibles.

HORIZONTE 2030

La visión del Gobierno neerlandés en este ámbito, así como su decisión y apoyo legislativo y económico, define la ambición de este país para ser un líder mundial de la agricultura circular en 2030. El Plan de Acción del Gobierno de Países Bajos o, mejor dicho, su guía para la cooperación apoya la transición hacia la agricultura circular en el horizonte de la próxima década y supone convertir esa visión en realidad, mejorando la calidad de los suelos y el agua, reduciendo las emisiones contaminantes, cerrando los ciclos de nutrientes e impulsando la cooperación a nivel regional y a lo largo de toda la cadena de suministro agrícola y alimentario. El lema es: “mantener en un plano local todo lo que sea posible y regional o internacional lo que sea necesario.” Debido a las lógicas consecuencias que la agricultura circular puede tener en las relaciones internacionales, el contexto de la UE es crucial y, por lo tanto, el Gobierno neerlandés considera que lo es también cooperar con los otros Estados miembros para lograr la concesión de incentivos financieros, así como las reformas legislativas y tecnológicas que favorezcan la implementación y el desarrollo del nuevo modelo de producción.

La transición hacia la agricultura circular debería proporcionar oportunidades de negocio a las empresas, por lo que el ministerio de Agricultura, Naturaleza y Calidad Alimentaria neerlandés ha de continuar esforzándose para alcanzar acuerdos con las diferentes industrias sobre los objetivos generales y los planes de acción del sector.

PLAN DE ACCIÓN

Desde que se hizo pública la visión del Gobierno de Países Bajos y posteriormente se puso en marcha el plan de acción, las respuestas dadas por los agricultores y los resultados obtenidos en la aplicación del modelo circular de producción han sido numerosos y a ello se han destinado varios cientos de millones de euros de apoyo.

¿Cómo puede llegar Países Bajos a ser líder mundial en agricultura circular? Impulsando una base económica sólida para los productores; un compromiso a favor del conocimiento y la innovación; una reciprocidad entre la agricultura y la naturaleza; una fuerte posición en el mercado internacional y gran una capacidad para innovar; una mejor valoración de los alimentos y de quienes los producen por parte de la ciudadanía, así como una legislación y una reglamentación que favorezcan la cooperación y el liderazgo.

En este sentido, con vistas a aplicar este Plan de Acción, el Gobierno neerlandés continuará concertando diversos tipos de contratos y acuerdos con las partes interesadas del sector, de manera que más operadores puedan participar en el proceso de transición hacia una agricultura circular y compartan las responsabilidades.

La lucha contra el cambio climático, la protección del medio ambiente, el uso eficiente de los recursos y la reducción del desperdicio alimentario son temas incluidos en la agenda de la UE (Pacto Verde) y en línea tanto con el Acuerdo de París sobre el Clima como con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de Naciones Unidas.

Qcom.es no se responsabiliza ni se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores, limitándose a convertirse en canal transmisor de las mismas