Búsqueda en los contenidos de la web

Reportajes

La importancia de consumir  frutas y verduras para la salud

El sector de las frutas y las verduras supone una importante y emergente industria para la economía española. Sólo en 2009, facturó 15.028 millones de euros, el 64% de la producción vegetal final, con lo que se vio notablemente incrementada respecto a los años anteriores. Esto supone más del 18% del total de la facturación de la Industria Agroalimentaria. Además, las buenas noticias parecen seguir acompañando a este mercado. Se prevé que la tendencia en los próximos años siga siendo alcista debido, en buena parte, a la aplicación de la Política Agraria Común (PAC) y al cambio en las ayudas, que han hecho que algunas tierras dedicadas a cultivos extensivos ahora se destinen a la producción hortofrutícola.

Sin embargo, las exportaciones disminuyeron un 8% en volumen, registrándose un total de 4,8 millones de toneladas, lo que, según FEPEX, (la asociación que agrupa a los productores), es debido a la reducción de la producción por las malas condiciones climatológicas. Aún así, aumentaron un 3% en valor, situándose en 4.777 millones de euros.

Con el consumo de estos alimentos se apoya a un sector que influye significativamente en muchas zonas de la geografía española y que está presente en la mayor parte de las Comunidades Autónomas, entre las que destacan Andalucía, Aragón, Cataluña, Castilla-La Mancha, la Comunidad Valenciana, Extremadura y Murcia. Además, estas regiones fomentan de este modo la conservación del medioambiente, evitando por ejemplo la roturación de grandes superficies.

A pesar de todo, y aunque España es el primer productor de la Unión Europea de frutas y hortalizas, según la FAO es también uno de los países donde el consumo de estos alimentos  es menor que el recomendado. Aunque los españoles, italianos y griegos adquieren más frutas y hortalizas que el resto de los países de la UE, la ingesta ideal que debe consumir la población es de 600 gramos diarios, cantidad muy alejada de la que realmente se consume.

El alimento más sano

Las frutas y hortalizas contienen nutrientes esenciales para el organismo, tienen un alto contenido en fibra, vitaminas, minerales, agua y sustancias antioxidantes, no contienen colesterol y aportan pocas calorías. En todas sus múltiples variedades, cocinadas o frescas, enteras o en zumos, el consumo de estos alimentos es vital para conseguir un estilo de vida saludable. Contribuyen especialmente en el estado de salud de los sectores de la población más vulnerables, tales como los ancianos y los menores. Especialmente en este grupo, el consumo de frutas y verduras es esencial. Con ellas, el rendimiento escolar, así como el desarrollo físico e intelectual mejoran de forma significativa, tal y como lo ha reconocido la AESAN (Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición) en su Documento de Consenso sobre la Alimentación en los Centros Educativos.

Además, estos alimentos son vitales en la prevención de muchas y extendidas enfermedades crónicas tales como la obesidad, muy especialmente entre la población infantil. Según datos del estudio EnKid, España es uno de los cinco países del mundo con más niños obesos, un 26% de la población de edades comprendidas entre los 2 y los 24 años presenta sobrepeso y casi el 14% sufre esta enfermedad. Respecto a la población de entre 25 y 64 años, uno de cada dos tiene un peso mayor del que le correspondería y tiene obesidad un 16%. Además de ayudar a mantener el peso ideal, consumir 5 raciones entre frutas y verduras supone un refuerzo para prevenir la diabetes, el cáncer y las enfermedades cardiovasculares.

¿Es posible consumir "5 al día"?

Desde que surgiera en 1989, "5 al día" dedica todos sus esfuerzos en concienciar a la población de lo esencial que es el consumo de frutas y hortalizas. Cinco es la cantidad recomendada por la OMS (Organización Mundial de la Salud) y es éste el número que desde el movimiento nos animan a incluir en nuestra alimentación. La importancia de este proyecto es más que evidente, está presente en más de cuarenta países de todo el mundo y trabaja también con importantes organizaciones como la ya citada OMS, la FAO (Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación), el Instituto Europeo para la Investigación del Cáncer o la Unión Europea.

Las frutas y hortalizas, buen remedio anticrisis

Si a sus propiedades beneficiosas sumamos sus precios asequibles, consumir frutas y hortalizas ya no es excusa. Según un estudio realizado por la iniciativa "5 al día", adquiriendo las piezas más económicas en los puntos de venta más asequibles, el precio de nuestra compra no supera los 0,6 euros por cada 625 gramos por día. Si estos mismos productos los compramos en establecimientos más caros, el precio oscilará entre los 0,7 y los 0,8 euros. Por tanto, el precio no es un problema para consumir 5 piezas de frutas y hortalizas al día, ya sólo depende de la concienciación y predisposición individual de cada uno.

La importancia de la variedad

Para conseguir una alimentación saludable no sólo es necesario consumir frutas y hortalizas sino también hacerlo teniendo en cuenta el gran número de variedades disponibles. Consumiendo al menos 600 gramos de este tipo de alimentos mejoraremos nuestra salud y calidad de vida. Para ello podemos seguir y guiarnos por algunos de los siguientes ejemplos expuestos a continuación.

Más información:

www.fepex.es

www.5aldia.com

<< volver

MÁS EN Reportajes

24/07/2014