Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria
  • facebook (en nueva ventana)
  • twitter (en nueva ventana)
  • Google plus (en nueva ventana)
  • RSS Avisos
Búsqueda en los contenidos de la web

sábado 25 de marzo de 2017

Marzo 2017
16/03/2017

La dieta mediterránea y los lácteos

Redacción Qcom.es

En nuestro recorrido semanal por los alimentos que conforman la pauta nutricional mediterránea nos detenemos en esta ocasión en la leche y los derivados lácteos. Este tipo de productos ocupan un lugar fundamental en la dieta mediterránea.

El propio Decálogo de la Fundación Dieta Mediterránea incluye la recomendación de consumirlos diariamente, sobre todo en forma de yogur y queso. “Nutricionalmente, los productos lácteos son excelentes fuentes de proteínas de alto valor biológico, minerales (calcio, fósforo, etc) y vitaminas. El consumo de leches fermentadas (yogur, etc.) se asocia a una serie de beneficios para la salud porque estos productos contienen microorganismos vivos capaces de mejorar el equilibrio de la microflora intestinal”, se indica.

Asimismo, según la Organización Interprofesional Láctea “los productos lácteos tienen gran relevancia dentro de la alimentación humana y deben tomarse en todas las etapas de la vida, con especial hincapié en edades específicas que requieren un consumo más elevado”.

Es el caso de la infancia y adolescencia, en la que los productos lácteos forman parte de manera importante de una correcta alimentación. Por ejemplo, el aporte de vitamina D es muy importante en las edades tempranas porque ayuda a evitar la aparición del raquitismo, que puede afectar a su salud física en los primeros años de vida. Por otro lado, en personas de edad más avanzada, la carencia de esta vitamina puede dar lugar a la aparición de la osteomalacia, caracterizada por una pérdida de masa ósea.

También desde InLac abundan en los valores nutricionales de los lácteos, a los que atribuyen una “elevada proporción de nutrientes”, una “densidad idónea” de los mismos y una fácil adaptabilidad.

Quesos con sello de calidad

La excelencia de los quesos producidos en nuestro país está sobradamente contrastada. A la enorme variedad de los mismos, cada uno con sus particularidades, con sus características que lo hacen único, se une la calidad, reconocida oficialmente por medio del amparo de denominaciones de origen o indicaciones geográficas protegidas.

España cuenta actualmente con 26 quesos con DO y uno con IGP, el queso de Valdeón.

Los quesos con DO son Afuega’l pitu, Cabrales, Gamoneu, Idiazábal, Mahón-Menorca, Picón Bejes-Tresviso, do Cebreiro, Arzúa-Ulloa, Camerano, Casín, de l’Alt Urgell y la Cerdanya, de la Serena, de Murcia, de Murcia al vino, Flor de Guía y Queso de Guía, Ibores, Majorero, Manchego, Nata de Cantabria, Palmero, Tetilla, Zamorano, Quesucos de Liébana, San Simón da Costa y Torta del Casar.

<< volver

14/05/2014

MÁS EN Marzo 2017

24/03/2017