Comenzar la búsqueda
 

buscar

Búsqueda en los contenidos de la web
El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

29 DE abril DE 2021

'Dependemos de un medio rural sostenible para que nuestras explotaciones generen valor'

Qcom.es.- Interóleo Group es un Sociedad Anónima que está presente en 6 provincias dentro de 3 comunidades autónomas, con un volumen de comercialización de más de 65.000 toneladas de aceite anuales, producido por más de 30 almazaras cooperativas y almazaras particulares, a las cuales pertenecen más de 15.000 agricultores, siendo este el mayor activo con el que cuenta la empresa. ¿Cuál es el siguiente reto que se ha marcado?
 
Esteban Momblan Hidalgo (E.M.H.).- Mantener el crecimiento sostenido actual con una mayor aportación de valor en las actividades distintas al core bussines de la empresa que es la comercialización a granel de las producciones de los socios. Una vez que la empresa tiene una dimensión en volumen de comercialización y número de socios muy superior a los inicios significa que nos hemos ganado la confianza del sector en nuestra forma de trabajar. Ahora siendo importante seguir creciendo en número de socios y Tm comercialízalas, queremos focalizar en incorporar nuevas actividades que generen también valor a nuestros socios.

Tenemos claro que solo desde la dimensión se pueden afrontar grandes retos que no son posible afrontar de manera individual. Son 4 nuestros grandes retos del futuro: Hablamos de gestionar subproductos como alpeorujo  o restos de poda, desarrollar y potenciar nuestro proyecto de comercio on line internacional de aceite envasado, implementar alianzas estrategias con compañías de otros productos  del agro para tener una mayor palanca en mercados internacionales y ante las nuevas exigencias de los consumidores, pero también tenemos retos internos como es fidelizar y aumentar el sentido de pertenencia a Interoleo de sus 15.000 agricultores. Nunca hay que olvidar que las pirámides por muy grandes que sean se sostienen por la base y esta hay que cuidarla
 
Q.- El mercado del aceite de oliva es un sector complicado en cuanto a rentabilidad y volatilidad, que algunos años tiene muchos problemas. ¿Qué le lleva a Interóleo a apostar por la sostenibilidad integral ya desde hace tiempo?
 
E.M.H.- Si hay algo que caracteriza al sector del olivar es la “resiliencia”. Es decir, la capacidad de afrontar y superar situaciones difíciles y mantener su actividad hasta en los momentos más duros. Los grandes fondos de inversión entraron hace un par de décadas en el sector agro con mucha fuerza. Pero su actividad está marcada por la rentabilidad esperada en base a la inversión realizada. Y no les tiembla el pulso en cambiar de cultivo o abandonar la actividad si las rentabilidades no aparecen.

Frente a ello, la agricultura tradicional y su organización en forma de cooperativas o pequeñas empresas familiares tienen la capacidad de aguantar épocas de crisis y precios bajos y, por tanto, no rentables durante largos periodos sin por ello abandonar su actividad. Esa resiliencia debe ser la palanca para adaptarnos a los nuevos tiempos de forma exitosa para permitir que la agricultura tradicional, pegada al terruño, sea la forma digna de vivir del sur de Europa. Es por ello que tenemos que trabajar en la sostenibilidad, en la economía circular y el desarrollo y crecimiento socialmente responsable.
 
Q.- ¿Cuáles son los ODS en los que se ha enfocado Interóleo y cómo lo está haciendo para colocarlos en el corazón de su estrategia empresarial?
 
E.M.H.- Los ODS con los que más se identifica nuestra empresa serían el 1, 2, 4, 5, 7, 8,10, 12, 13, 15 y 17. Para integrarlos dentro de la estrategia de nuestra empresa, lo primero que hemos realizado ha sido trabajar en materia de Responsabilidad Social en nuestra forma de gestión y de trabajo, de tal forma que nos hemos certificado con la SGE21 de Forética y nos Adherimos al Pacto de Luxemburgo, de esta forma trabajamos considerando la Responsabilidad Social como una parte implícita en la estrategia empresarial como tal.

Ahora bien, la materialización de esa estrategia de Responsabilidad Social no se puede quedar solo en tener un Certificado, sino que se tienen que realizar acciones que la implementen, en este sentido los ODS los hemos ido trabajando de la siguiente forma o en las siguientes acciones.

- ODS1 y ODS2: Donación de aceite a bancos de alimentos.

- ODS3: La empresa trabaja en torno a la educación de un producto saludable. Promoción aceite de oliva y salud.

- ODS5, ODS8 y ODS10: El 48% de la plantilla con puestos de decisión son mujeres. Jornadas de activación de la mujer en el mundo rural. Plan de Igualdad y Conciliación Familiar. Plan formación trabajadores/as 2021. Política de gestión y control de riesgos. Promoción interna de becarios. Flexibilidad horaria.

- ODS7: Se están trabajando en alianzas empresariales para lograr energía con compromiso medioambiental 0 residuos. Primar producción aceites cero residuos. Apoyo socios comercialización subproductos.

- ODS12: Empresa certificada en la ISO 14001, El sector alimentario representa alrededor del 22% de las emisiones totales de gases de efecto invernadero, en gran medida debido a la conversión de bosques en tierras de cultivo. Tenemos medida la huella de carbono.

- ODS17: Creación de alianzas con otros empresas e instituciones para para lograr el crecimiento y desarrollo sostenibles. Fundación CITOLIVA.

Q.- ¿Hasta qué punto apuestan los olivicultores locales en políticas de sostenibilidad?
 
E.M.H.- Nuestros agricultores siempre van a apostar por la sostenibilidad, puesto que dependemos precisamente de un medio rural y sostenible para que nuestras explotaciones continúen generan valor. Ahora bien, este esfuerzo se tiene que ver recompensado a lo largo de la cadena agroalimentaria, es decir, que se transmita ese valor económico que el consumidor final está dispuesto a pagar hasta el último eslabón y no quede perdido en el camino.  No debemos de olvidar que este en ocasiones viene dado por las circunstancias del terreno, ejemplo olivar tradicional, pero en otras se busca y se apuesta por el como elemento diferenciador, por lo que no deja de ser una estrategia que debe tener su contrapartida económica.   
 
Q.- Desde su punto de vista, ¿cuál es el futuro del sector en innovación sostenible en los próximos años?
 
E.M.H.- Todo lo que se haga en materia de innovación sostenible tiene que ir orientado hacia una agricultura moderna tecnológicamente hablando, eficiente en el uso de recursos, sostenible con su entorno medio ambiental y social y sobre todo responsable en la forma de hacer las cosas con todos sus grupos de interés.
 
Adaptarnos a los cambios disruptivos que se están produciendo tanto en la sociedad en general como en el consumidor y sus hábitos de alimentarse y comprar en particular.
 
Son unos retos tremendos que además se están produciendo muy rápido y las empresas agroalimentarias primero deben identificar y luego asignar los recursos y conocimientos suficientes para afrontarlos y adaptarse.
 
Una familia monoparental, que es vegana, que no cocina, que realiza la compra sin ir al supermercado, que no paga con dinero físico y que además se preocupa por lo que compra. Este es un nuevo consumidor que el mundo agro debe conocer y saber llegar a el.
 
Q.- ¿Qué espera conseguir Interóleo formando parte del GIS?
 
E.M.H.- Poder mejorar y aprender en materia de sostenibilidad abriendo nuestras miras para no estar siempre centrados en nuestro sector. Tenemos que aprender y ver ejemplos de éxito de otras empresas, también agroalimentarias y así poder hacer una transferencia lo más profesional posible a nuestro sector.

Qcom.es no se responsabiliza ni se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores, limitándose a convertirse en canal transmisor de las mismas