Comenzar la búsqueda
 

buscar

Búsqueda en los contenidos de la web
El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

5 DE septiembre DE 2019

Un país muy frutero

Ángel Marqués. Periodista

Las frutas constituyen una franja muy importante en el sector de la agricultura española y su posición se ha reforzado en los últimos años.

La producción española de melocotón, ciruela, albaricoque y cereza rondará este año las 1,43 millones toneladas, un 14 % más que en 2018. La fruta de hueso es uno de las producciones que detalla el Ministerio en su último avance de superficies.  La producción se acercará, de cumplirse las previsiones, a la registrada en 2017 (1,53 millones toneladas), cuando el sector registró unos precios muy bajos en origen que dieron lugar a la puesta en marcha de un “Plan de medidas para la mejora del sector de fruta dulce” por parte de Agricultura.

Con los últimos datos, las estimaciones son de un 23,3 % más de melocotón que en 2018 y un 2,8 % más de ciruela, frente a la reducción del 7,2 % de albaricoque y el recorte en un 3,03 % de cereza.

En melocotón, Cataluña es y será la primera productora , tras Aragón, mientras que la producción de albaricoque se concentrará sobre todo en Murcia y Comunidad Valenciana.

Extremadura liderará la campaña de ciruela, por delante de Andalucía  y Comunidad Valenciana. Aragón, con un volumen de 37.868 toneladas, quitará este año el primer puesto en cuanto a producción de cereza y guinda a Extremadura que en 2018 produjo más.

Para el Comité de Fruta de Hueso de la federación de productores y exportadores hortofrutícolas Fepex, la campaña de fruta de hueso 2019 con las variedades tempranas de Andalucía y Murcia, tanto en volumen como en facturación ha sido un  año  “normal” de un producto con “buena calidad“.

Cada período más presente

La tendencia creciente de la participación del sector en la producción agraria final está cada día creciendo y de cara al futuro este incremento es como consecuencia de la tendencia paulatina que está siguiendo la exportación en volumen y valor, ampliando su participación en la producción del sector.

Hace una década la fruta representaba el 30 % de la producción final agraria. En 2018 estos porcentajes se han elevado 40%. La producción española de frutas asciende a casi 28 millones de toneladas, según los últimos datos de los que dispone el MAPAMA, de los que aproximadamente el 60% de la producción hortofrutícola se dedica a la exportación y el resto al consumo interno. La superficie dedicada a la producción de frutas se eleva a algo más de 800.000 hectáreas, sólo el 5% de la superficie cultivada en España.

Según la última estimación de macromagnitudes del MAPAMA  el sector hortofrutícola representó con 18.547 millones de Euros el 65% de la producción vegetal final.

El sector hortofrutícola se encuentra presente de forma significativa en la mayoría de las Comunidades Autónomas destacando Andalucía, Aragón, Cataluña, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Extremadura y la Región de Murcia, si bien ocupa una parte relativamente pequeña de la superficie agraria, (9%), contribuyendo a la conservación del entorno medioambiental ya que evita la roturación de grandes superficies.

Un manjar en la mesa

Los hogares españoles apuestan cada vez más por llenar su cesta de la compra con productos frescos cada vez que van al supermercado.

Una tendencia al alza con respecto a años anteriores, ya que por ejemplo el consumo de fruta aumentó en tres puntos en los últimos cinco años.

En total, se calcula que las familias en nuestro país gastan al año 1.900 euros en productos frescos. Es decir, casi una vez de cada dos días los hogares compran en el supermercado frutar. En total, el gasto llega hasta los 33.400 millones de euros. Los productos más comprados son la fruta y hortaliza, que suponen el 34% del total, seguido de la carne fresca con un 27%. Por su parte, otros productos como las ensaladas preparadas tienen un 17% de la cuota de frescos, mientras que el pescado y marisco y el pan suponen un 15 y un 8% respectivamente.

En cuanto al perfil del consumidor de fruta, se trata de una persona adulta de 50 o más años, cuya dieta se compone por un 60% de productos frescos.

En concreto, la fruta está presente en las comidas un 65%, y  en las cenas están casi el  70%. Este alimento tiene una presencia destacable en el desayuno y la merienda, en ambas franjas del día su cuota supera el 75%.

Otra de las razones que respaldan la importancia que está cobrando la fruta de temporada , es la calidad de este alimento que hace que sea un punto cada vez más determinante para los consumidores a la hora de elegir este producto para la cesta de su compra. En concreto, ha subido de la octava razón hasta la cuarta, solo superado por la relación calidad precio, proximidad y calidad productos en general. Esta también es una causa de peso para comprender por qué las distintas cadenas de supermercados llevan meses haciendo una fuerte apuesta por mejorar la oferta de estos productos fruticolas.

Bien sabido es que las frutas son alimentos que deben incluirse en lo que consideramos una alimentación saludable. Los beneficios del consumo de fruta, radican en primer término en su valor nutricional, éstas son fuente de vitaminas, minerales, azúcares, sustancias antioxidantes y fibrosas.

La calidad, punta de lanza del sector

La exportación española de frutas frescas en los primeros siete meses de este año 2019, totalizó los cerca de 8.300 millones de euros, casi la misma cifra que en el mismo periodo de 2018 y el volumen alcanzo la producción de cerca de los   4,3 millones de toneladas, según datos de la Dirección General de Aduanas.

En su conjunto, la producción española alcanzará una cosecha de melocotón y nectarina de 1.604.380 toneladas, es decir, unas 130.000 t y un 9% más que en 2018, en una campaña afectada por múltiples contingencias metereológicas, que redujeron la oferta disponible, pero sin llegar a los volúmenes de la campaña 2017, que estuvo marcada por serios problemas de mercado.

En esta campaña 2019 se han obtenido unas ; 635.000 toneladas  de nectarina; de melocotón 333.000 toneladas; 332.000  de paraguayo y 306.00 toneladas  de pavía. En comparación con 2018, crece más la nectarina (+15%) y el paraguayo (+12%), y algo menos el melocotón (+6%), mientras que la producción de pavía permanece estable. Destaca el incremento de la producción de Cataluña, desde han salido al mercado 521.000 toneladas, creciendo especialmente su oferta de paraguayo (142.590 t) y nectarina (232.000 t), con unas subidas interanuales en torno al 30%, así como en melocotón con 122.740 t (+18%). Estos incrementos relativos en porcentaje se explican porque la cosecha de referencia de 2018 fue anormalmente baja.

España es un frutero

Aragón, la segunda la productora de frutas de España, a falta de algunos meses para cerrar el  2019 estima su producción en términos muy parecidos a los registrados en el 2018, ascendiendo globalmente a 504.494 toneladas. La producción de paraguayo y pavía se mantendrían en cifras similares a las del año anterior, sumando respectivamente 79.459 t y 153.115 t, mientras que aumentaría el melocotón un 9%, con 87.067 t, y la nectarina con 184.853 t, un 7% más que en 2018.

Tanto Cataluña como Aragón,  representan el 64% de la oferta española en 2019.

La Región de Murcia, la principal productora de fruta temprana, registrara este año una producción similar a la de 2018, con 268.000 t, manteniéndose en paraguayo (89.000 t), incrementándose un 10% tanto en melocotón (hasta 42.000 t) como en nectarina (77.000 t). Estas subidas compensarían la reducción de la cosecha murciana de melocotón amarillo (60.000 t, un 17% menos que en 2018).

Andalucía ha ofertado este año 2019 un 5% superior al del año pasado, con 101.415 t, de las cuales 65.466 serán nectarinas y el tercio restante melocotón. La Comunidad Valenciana recuperaría su producción, tanto de melocotón (8.000 t), como de nectarina (13.000 t), mientras que en paraguayo se mantendría en niveles similares a los dos últimos años, con 6.500 toneladas.

la campaña 2019 se ha caracterizado por el buen tiempo y buenas calidades hasta el final del mes de abril, a pesar de ligeros problemas, debidos a algún episodio de helada o a las lluvias primaverales caídas en las regiones tempranas, como el granizo producido en la Región de Murcia.

Joaquín Gómez, director de la Asociación de Productores y Exportadores de Frutas, Uva de Mesa y Otros Productos Agrarios (APOEXPA), integrada en la patronal sectorial FEPEX, considera que a pesar de lo difícil que ha sido e inicio de campaña, debido a los «muy bajos» precios, estimando imprescindible la aplicación de medidas de gestión de crisis, como en campañas anteriores, la campaña 2019  se puede dar por valida tanto en producción como en facturación.

No obstante, desde Cooperativas Agro-alimentarias, se confía en que el clima a partir de ahora sea más propicio y estimule el consumo de fruta en los meses que restan dde verano, y que la evolución de los precios, por tanto, sea acorde con la calidad y el volumen de producción normal de la campaña española.

Qcom.es no se responsabiliza ni se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores, limitándose a convertirse en canal transmisor de las mismas