Comenzar la búsqueda
 

buscar

Búsqueda en los contenidos de la web
El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

Periódico Digital Qcom.es: El punto de encuentro de la cadena agroalimentaria

10 DE febrero DE 2020

'Velocidad de crucero' para la digitalización agroalimentaria y del medio rural

Ricardo Migueláñez. @rmiguelanez

El Ministerio de Agricultura, a través de la Dirección General de Desarrollo Rural, Innovación y Fomento Agroalimentario, quiere llevar a “velocidad de crucero” este año el I Plan de Acción 2019-2020 de su Estrategia de Digitalización del Sector Agroalimentario y Forestal y del Medio Rural, como confirmó su titular, Luis Planas, durante la inauguración del seminario “Desarrollo de Habilidades Digitales en la Agricultura”, celebrado en Aranjuez los días 5 y 6 de febrero, bajo la organización de la Comisión Europea, la Asociación Europea para la Innovación en la Agricultura (EIP-Agri) y el propio MAPA.

En conjunto, se espera que este primer Plan de Acción bienal lleve a una ejecución presupuestaria total de algo más de 16 millones de euros, de los cuales 6 millones llegarían del FEDER (Fondo Europeo de Desarrollo Regional); otros 4,88 millones del FEADER (Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural); casi 3,64 millones del propio MAPA; 1,53 millones de la AGE (Administración General del Estado) diferente al MAPA, y 50.053 euros del programa comunitario de I+D+i Horizonte 2020.

Por anualidades, en 2019 se estimó un gasto inicial de casi 1,46 millones de euros, de los cuales 880.000 euros eran del FEADER; 552.550 euros del MAPA y 21.500 euros de la AGE no MAPA.  Para este año, la previsión es de 14,65 millones de euros, repartidos entre 6 millones del FEDER; 4 millones del FEADER; cerca de 3,1 millones del MAPA; 1,51 millones de AGE no MAPA y 50.053 euros del Programa Horizonte 2020.

Algunas actuaciones de este I Plan de Acción se ejecutarán con recursos propios, sin coste adicional asociado, mientras que otras son estimaciones, aún pendientes de definición final. Además, los importes parciales asociados a convocatorias de ayudas en ámbitos transversales a las que puede acceder el sector agroalimentario y forestal y del medio rural no se han consignado por desconocerse su incidencia a priori, como tampoco se conoce aún qué incidencia tendrá o no sobre dicho Plan de Acción el traspaso de competencias en Política Forestal del MAPA al nuevo Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

El Primer Plan de Acción 2019-2020 contempla 40 actuaciones en torno a los tres grandes objetivos de la Estrategia de Digitalización del Sector Agroalimentario y Forestal y del Medio Rural: reducir la brecha digital; fomentar el uso de datos, e impulsar el desarrollo empresarial y los nuevos modelos de negocio.

Reducir la brecha digital (Objetivo 01) tanto entre el mundo urbano y rural, como entre pequeñas y grandes empresas. Trabajar en la mejora de la conectividad, con el objetivo de reducir la brecha digital física, y en la capacitación para reducir la brecha de adopción de las tecnologías.

Fomentar el uso de datos (Objetivo 02), como motor de impulso sectorial, abordando la interoperatibilidad y la apertura de datos del sector tanto por parte de la Administración, como en el ámbito de la investigación  y del sector privado.

Impulsar el desarrollo empresarial y los nuevos modelos de negocio (Objetivo 03), teniendo presentes las oportunidades de diversificación económica que ofrecen las nuevas tecnologías y la industria 4.0. En este objetivo es fundamental el fortalecimiento del ecosistema de innovación digital, el asesoramiento para la adopción digital y el fomento de nuevos modelos de negocio que, en muchos casos, surgen de la aplicación y adopción de tecnologías en determinados ámbitos.

Apoyo a la innovación

La actual Estrategia de Digitalización no es la única que participa en la consecución de estos objetivos, sino que tanto el MAPA, a través del Programa Nacional de Desarrollo Rural (PNDR) 2014-2020 y de la iniciativa europea EIP-Agri, como las CC.AA. en sus respectivos Programas regionales de Desarrollo Rural (PDRs), así como otros departamentos ministeriales (Economía, con su Agenda Digital, por ejemplo, Industria…) y otras instituciones y centros públicos y privados de I+D+i abordan de una u otra forma los mismos.

En este Primer Plan de Acción, aunque el 70% de  las actuaciones previstas o realizadas ya son lideradas por el MAPA, también se recogen otras que lidera el FEGA, el Ministerio de Industria, Red.es, Ministerio de Economía y CNTA, a través de políticas públicas que influyen en la transformación digital sectorial y territorial.

En el citado seminario, el ministro Planas destacó que España es uno de los países que más presupuesto destina a apoyar la innovación en el marco de la PAC, con más de 120 millones de euros para respaldar la cooperación en innovación de la iniciativa europea EIP-Agri que, en la última convocatoria, registró más de 250 solicitudes, de las que un centenar abordaban innovaciones en el ámbito de la digitalización y el uso del “Big data”, previéndose una nueva convocatoria este año con un importe de 14 millones de euros.

En la nueva legislatura renovarán su interés aspectos como la formación y la transferencia de conocimientos para que la innovación y la digitalización sean “exitosas, inclusivas y justas, sin dejar a nadie atrás”, añadió Planas en su intervención, con medidas orientadas a la formación, la adquisición de competencias y conocimientos digitales o el intercambio e interacción entre los centros de innovación digital.

Actuaciones

En este primer Plan de Acción se identificaron inicialmente una serie de actuaciones concretas, en función de la necesidad y oportunidad de la puesta en marcha de la Estrategia de Digitalización del sector, que sean ejemplarizantes, puedan extrapolarse o sirvan de base o de impulso para iniciar otras actuaciones futuras. También para capitalizar iniciativas que estaban llevándose a cabo con anterioridad a este primer Plan, así como para hacer viable la ejecución de las previstas entre 2019 y 2020.

La reducción de la brecha digital (O1) se plasmará a través de la puesta en marcha de dos líneas estratégicas: conectividad y capacitación. En la primera, la medida prevista es la coordinación para la mejora de la conectividad, analizando su situación en el territorio rural.

La segunda, con la capacitación se pretende impulsar la inclusión de competencias digitales en la formación reglada de carácter agroalimentario y forestal, así como la formación continua no reglada y adquisición de competencias, a través de un Centro de Competencias para la formación digital/agro/rural y de convenios con la ETSIAM de la Universidad de Córdoba (UCO) y la ETSIA de la UPM, partiendo de un curso piloto que teste su implantación.

También incluye la formación digital para personal directivo de entidades del sector y productores primarios del sector agroalimentario y para ambos a la vez, así como formación y actividades demostrativas en el marco del PNDR 2014-2020; programa “Crear Futuro” y programa ejecutivo de Industria 4.0 y Negocios Conectados.

Además, para la medida de atracción de jóvenes y mujeres como habitantes estables del medio rural, se prevén actuaciones a través del Centro de Competencias para la formación digital/agro/rural y de un curso piloto de dicho Centro; formación para la ciudadanía y un programa de intercambio de experiencias entre jóvenes.

El fomento del uso de datos (O2) incluye tres líneas estratégicas: interoperabilidad, datos abiertos y datos de la cadena de valor y medioambientales. En la primera, se prevén realizar proyectos que respondan a problemas concretos en los que cooperen actores interregionales, con una convocatoria de interoperatibilidad para proyectos innovadores en este ámbito.

La línea Datos Abiertos en las Administraciones Públicas incluye actuaciones como la publicación de datos abiertos del MAPA; la Iniciativa Aporta sector Agro y el Desafío Aporta.

En la línea Datos de la Cadena de Valor y Medioambientales se pretende apoyar el Código de Conducta para el intercambio y uso de datos agrícolas y de la cadena, así como su difusión; la promoción de incentivos para la digitalización de los cuadernos de explotación; las cooperativas como agrupadoras de datos; la convocatoria de uso de datos de consumo de España y Europa para proyectos innovadores, así como la colaboración para la mejora del Sistema Integrado de Administración, Gestión y Control de la PAC.

El impulso del desarrollo empresarial y los nuevos modelos de negocio (O3) contempla tres líneas estratégicas de actuación: fortalecimiento del ecosistema de innovación digital; el asesoramiento para la adopción digital en sistemas de conocimiento e innovación agroalimentarios, forestales y del medio rural, y el fomento de nuevos modelos de negocio.

La primera incluye actuaciones como el fomento de los Centros de Innovación Digital (DIH) y su posicionamiento;  el fomento de la innovación desde la demanda del sector agroalimentario y forestal (FID Agri) o compra pública innovadora; el fomento de la colaboración entre centros de conocimiento, empresas tecnológicas, mediante el apoyo a la digitalización en el marco de los Sistemas de Conocimiento e Innovación agrícolas (AKIS); el “Food Start Tech” y la implementación de la Industria Conectada 4.0, junto con el apoyo a la implantación de la metodología “Living Labs” en España, mediante su convocatoria para proyectos innovadores.

El asesoramiento para la adopción digital en sistemas de conocimiento e innovación se fija en el fomento de intercambio de conocimiento e información entre asesores digitales (inventario de herramientas y servicios digitales de apoyo a la toma de decisiones); el asesoramiento a pymes y explotaciones agrarias en el marco del PNDR 2014-2020, el Programa ACTIVA Industria 4.0 y el Programa de Crecimiento Empresarial, así como en el refuerzo del asesoramiento mediante jornadas y actividades demostrativas (inventario de herramientas y servicios digitales de apoyo a la toma de decisiones).

La línea estratégica de fomento de nuevos modelos de negocio incluye apoyo a las Plataformas para el emprendimiento digital en el medio rural y la coordinación entre Administraciones para acercar y difundir líneas de ayuda en este ámbito, como las de las iniciativas europeas vinculadas a digitalización (Smart Villages, emprendimiento rural y Startup Europe) y la participación en otras (StartUp Olé 2020; Datagri, Smart Agri Food Summit), así como el impulso al desarrollo de un ecosistema de Territorios Rurales Inteligentes (Startup  Villages).

Por último, en el apartado de Gobernanza está prevista la creación de sendos grupos de trabajo de Agricultura de Precisión y de Digitalización e Integración de la cadena de valor en la industria agroalimentaria.

Qcom.es no se responsabiliza ni se identifica necesariamente con las opiniones expresadas por sus colaboradores, limitándose a convertirse en canal transmisor de las mismas